martes, 29 de junio de 2010

En vivo

No encuentro mi sitio. Tengo demasiados brazos y piernas.
En la plaza hay bailarines, pero no han venido para llevarse esta tristeza.

martes, 22 de junio de 2010

En la plaza

Sin atolondramientos. Sin disputas miserables y celos absurdos. Un lugar especial.

Miedo

Miedo a lo desconocido, a lo nuevo. Pero fuerza para resistirlo. Me miro las manos y las reconozco.
Soy virginal, como una flor que hundiera sus raíces en la tierra. Me estremezco, tiemblo con un aliento.
El mundo se encuentra cara a la belleza. Los espejos han sido sacrificados.

jueves, 17 de junio de 2010

Verano

Necesito un verano intenso y vibrante. Algo así como sueño o una comida caliente. Necesito unas buenas vacaciones. Olvidarme del día y la noche. No responder a obligaciones y moverme sólo por los impulsos más violentos. Un verano que sienta que acabe. Un verano para recordar. Algo indescriptible, quizá formado por un viento mágico. Mares peligrosos. Desprenderme de todo el peso. Quiero naturalezas. Una risa como un pez saltando en mis manos. Música, toda clase de música. Y cantar, con voz y sin ella. Un abrazo como un beso, y besos tan intensos como el afecto de una lluvia mayor. Amigos, siestas en la arena. Tomar aire, porque me falte a mi alrededor. No tener bastante, pero conformarme con el cielo azul.

miércoles, 16 de junio de 2010

Si tuviera alas

En el perímetro todo llega distorsionado y con retraso. El centro se encuentra a un brazo, pero es suficiente. Si no continuo empujando, me saca fuera; caigo, me saltan, desaparece o mueve.

martes, 15 de junio de 2010

Noche

Hoy lluvia con mucha luz. Digo hola y adiós, pero la habitación sigue vacía.

Sin nada

¿Adónde han ido las conversaciones intrascesdentes, aparentemente ingenuas, pero que revelan una fuente de luz? Conversaciones de enamorados, viejos amigos o dos personas que quieren conocerse.

lunes, 14 de junio de 2010

La casa

Sueño que paseo por Valencia buscando una casa. Me acompaña un grupo de gente, pero no sé si todos son escritores. La ciudad está llena de Fallas, como piezas sueltas, como si andara por los márgenes de Egipto o Grecia. Yo sé dónde está la casa que busco. Aunque esa casa no existe en la ciudad. Pero la encontramos. Los techos son altos y los ventanales enormes por los que entra la luz. Está cerca del parque y es donde me gustaría quedar. Pero no existe. No hay una casa parecida en Valencia.

domingo, 13 de junio de 2010

Dolor

Duele sin placer y duele sin reservas. Te cortas las manos, retuerces las frases, acompasas la repiración y todo debe ocurrir como si acabara de suceder.
Yo escribiría en un rollo continuo. Argumento, estilo, personajes, ideas... Y que alguien con más tiempo se fuera ocupando de él. Sólo de vez en cuando, una obra que me interesara de verdad, la guardaría para mi uso.

viernes, 4 de junio de 2010

La poeta

La imagino tan pequeña. Más doblada que una flor. Sin existencia.
Escribiendo juntos en la misma habitación. Y haciéndonos traer tabaco y comida por alguien sin rostro.

Entre domingo

He venido aquí a encontrarme con ella, pero aún no sé si vendrá. Y tampoco sé su nombre.
Le pareceré torpe. Tan distinto como una diana sin centro, pero quizá logre si perdón.
Tengo para ofrecerle sacos de carbón y nieve. Todo en mí en es salvaje e incivilizado.
Temo vaciarme en el aire. Que ni siquiera el fuego me queme.
Vendré aquí y espiaré cada cara que entre.