viernes, 30 de septiembre de 2011

Agua sucia

Un espléndido botánico en medio de una gran ciudad, en sí como una ciudad propia, con sus diferentes clases de árboles y estilos, los insectos que allí vivían se sentían muy orgullosos, aunque el lugar estaba maldito, corrían rumores de una sala en la que miles de ellos se hallaban en vitrinas atravesados por alfileres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario