jueves, 1 de diciembre de 2011

Joven de rojo

Una madre viaja con sus hijos en el autobús, en la parada sube una joven, se acerca a ella y mira con agrado la familia, sonríe con las palabras y la voz del niño, como si pensara en su propios hijos, no aparta la atención, busca con la mirada los ojos de la madre, la entiende. No puede esconder sus risas, es tierna y dulce. Disfruta del viaje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario